Fondo azul menú

Startup, para conseguir inversión no solo hay que ser, también hay que estar

Blog CIDE v2Ya sabemos que el mundo de la tecnología no para de cambiar, evolucionar y sorprendernos en general. En el universo de las startups, en particular, esa evolución se produce a pasos de gigante hacia nuevos modelos de negocio, productos y servicios digitales. La tecnología nos ha abierto de par en par las puertas para el emprendimiento de nuevos y tan variados proyectos que las posibilidades para la innovación se han multiplicado en los últimos años.

Los proyectos de desarrollo tecnológico suelen iniciarse con un equipo humano reducido con plenas capacidades para emprender que invierte principalmente su tiempo y conocimientos en el desarrollo de su iniciativa. En esas primeras etapas que abarcan desde el nacimiento de la idea y primeros pasos de la startup, el equipo es capaz de hacer frente a pequeñas inversiones que le permiten ir avanzando en el desarrollo. Sin embargo, para lograr hacerse fuertes en el mercado y escalar rápidamente, necesitan, en pasos posteriores, cierto impulso financiero. Es precisamente aquí donde entra en juego una de las figuras más solicitadas y anheladas de este ecosistema: el inversor.

Eso sí, startuperos y startuperas, tienen que saber que los inversores normalmente no van a venir a tocar nuestra puerta con un maletín lleno de dinero bajo el brazo, al menos no en unas primeras etapas. No es fácil el camino que puede llevarte hacia ellos, pero la tendencia alumbra que existen algunas claves que podrían hacer el proceso de búsqueda más productivo. Al igual que cambia y evoluciona la tecnología, lo hace también el modelo de inversor. En estos nuevos tiempos, han cobrado importancia significativa programas, aceleradoras, premios al emprendimiento y la innovación y eventos, que se convierten, indiscutiblemente, en el foco principal de atención del inversor. De esta forma, se aseguran de que van a encontrar proyectos más maduros, que las startups ya han evolucionado y validado pasando por ciertos programas de aceleración, interiorizando metodologías de desarrollo de cliente y tienen así parte del camino andado.

Es precisamente ahí donde debemos estar, volviéndonos visibles, compartiendo nuestros avances, aprendiendo a hablar en el idioma del inversor, multiplicando así nuestras posibilidades de alcanzar los objetivos del proyecto. Participar en estos programas permite además comenzar a introducirse en todo un ecosistema de interconexiones, en una red de alto valor que te permitirá estar un paso más cerca de ese posible inversor que esperas, de acceder a entidades que puedan hacerte de referencia para introducirte en todo un mercado potencial.

A modo de ojeador deportivo que busca los mejores fichajes para su club, son cada vez más las entidades con carteras de inversión o entidades de financiación que van buscando en estos entornos y en estas redes sus próximas startups objetivo.

Sin ir más lejos, esta semana tiene lugar por primera vez en Canarias el Venture On The Road, un evento itinerante organizado por SeedRocket, una de las aceleradoras más potentes a nivel nacional, junto con BStartup de Banco Sabadell y Wayra, el hub de innovación abierta más global, conectado y tecnológico del mundo. El objetivo del evento es seleccionar entre los proyectos inscritos, las startups más destacadas de Canarias para que puedan presentar sus iniciativas ante el público asistente al evento, conformado por inversores de todo el territorio nacional. Una oportunidad única para dar a conocer sus iniciativas y demostrar el recorrido que van a tener sus proyectos si cuentan con un impulso de inversión.

Parece no ser casualidad un factor común entre los cuatro proyectos seleccionados: las cuatro iniciativas mejor valoradas entre la mesa técnica de selección como finalistas han sido atendidos, apoyados y asesorados por los servicios de la Red CIDE durante toda su evolución y de manera cercana, y han pasado además por el itinerario de la aceleradora canaria Olympo Boxes. No implica esto que sus proyectos vayan a ser invertidos, pero si es cierto que se repite una vez más la tendencia de la trayectoria de aquellos proyectos que se han apoyado en una red de asesoramiento para la innovación, que no han avanzado en solitario, que no han envuelto su idea en un halo de secretismo, y continúan dando a conocer su trabajo para encontrar ahora esos apoyos de inversión que necesitan.

A partir de ahí, el tiempo y la evolución del proyecto irá marcando el ritmo para su futuro y la posibilidad de encontrar nuevos aliados de aventuras que les apoyen desde el punto de vista de la inversión.

 Yara Lorenzo

 

 

Esta entrada es una colaboración de la técnico de la Red CIDE en el departamento de innovación de la Cámara de Comercio de Santa Cruz de Tenerife, Yara Lorenzo García. Graduada en  Administración y Dirección de Empresas y técnico de Innovación, en su trayectoria profesional ha participado en la gestión de aceleradoras de startups y asesoramiento en proyectos tecnológicos innovadores.

 

 

Imagen: <a href="https://www.freepik.es/fotos/manos">Foto de Manos creado por rawpixel.com - www.freepik.es</a> >

 

Logos al pie

“La Red CIDE es una iniciativa de la Consejería de Economía, Conocimiento y Empleo del Gobierno de Canarias, impulsada a través de la Agencia Canaria de Investigación, Innovación y Sociedad de la Información (ACIISI), y cofinanciada por el Fondo Europeo de Desarrollo Regional, con una tasa de cofinanciación del 85% en el marco del Programa Operativo FEDER Canarias 2014-2020